Saltar al contenido

Cómo reconocer la fruta y verdura de calidad

noviembre 19, 2018
Cómo reconocer la fruta y verdura de calidad
!Compartir es vivir¡

Cada vez es mayor la proporción de la sociedad que se conciencia de eso que ya decían los griegos “mens sana in corpore sano” lo que significa “mente sana en cuerpo sano”. Cada vez es mayor la proporción de la sociedad que se preocupa por la alimentación y no piensan en la comida ya sólo como un medio de subsistencia. Al contrario, la comida es vista como una parte fundamental de la vida y existe una fuerte creencia de que “somos lo que comemos”.

De ahí que cada vez sea mayor la fiebre por lo que en la actualidad se denomina “real food” o “comida real”. La “comida real” se refiere a todos aquellos alimentos mínimamente procesados o cuyo procesamiento industrial no haya empeorado la calidad de la composición o interferido negativamente en sus propiedades saludables presentes de manera natural, dentro de esta comida el primer grupo de alimentos que encontramos es el de las frutas, verduras y hortalizas, base fundamental de una excelente alimentación puesto que aportan una infinidad de vitaminas, proteínas y minerales a nuestro organismo.

Ante tanto cuidado, todo el mundo quiere alimentos de calidad, concretamente frutas, verduras y hortalizas de calidad. Y una vez que llegamos a los supermercados o fruterías…¿Cómo podemos saber cuales son las frutas, verduras y hortalizas de calidad?

Color:   una de las mejores y más eficaces formas con la que podemos saber si una verdura o una fruta se encuentra en buen estado es por medio del color que posea el producto. Los vegetales verdes o de hojas verdes deben cumplir con esta condición, es decir tener un tono verde brillante. Lo mismo sucede con cualquier otro color, debe ser brillante.

Forma: Para saber más sobre el estado del producto, nos podemos guiar por la forma del mismo. Por lo general los vegetales o las frutas que son viejas se reconocen porque presentan una forma irregular, es decir que tienen una forma muy diferente a la que ya hemos conocido. Suelen estar arrugadas y con colores sin vida, es decir, oscuros

Tacto:  Otro truco que podemos emplear para comprar frutas y verduras que son de buena calidad es hacer uso del tacto. Cuando están frescas suelen ser firmes/consistentes. Sin embargo, cuando están viejas suelen estar blandas y/o rugosas

Olor: Las frutas y verduras de calidad suelen tener olor a fresco o a la fruta o verdura  que corresponde, si tienen un olor ácido o amargo significa que están próximas a dañarse o que ya lo están.

A todo esto debemos añadir el sentido de la vista, puesto que hay veces en las que un solo golpe visual, una mirada, nos sirve para saber si el estado de la fruta o verdura en la que estamos interesados es de calidad, podemos ver el aspecto, saber si tiene algún golpe, si su piel es tersa o rugosa, étc.

Y la vista también la debemos tener en cuenta para ver la fecha de vencimiento de los productos, si es que ésta aparece reflejada en el producto.

Teniendo todo lo anterior presente el conseguir una base de alimentación correcta es fácil y sencillo.